Reglamento Interno del Conjunto Residencial Bahia Manare

"Para la convivencia en condominios"


Capitulo I

- De la finalidad de este documento

Artículo 1

El presente Reglamento se establece con el propósito de mantener en los edificios determinadas líneas de conducta en beneficio de los residentes en ellos, de la propiedad común y en resguardo del orden y bienestar colectivo.


Este Reglamento amplia el "Documento de Condominio", y es considerado como parte integrante de él a todos los efectos legales y en ninguna forma anula o modifica las cláusulas del mismo.


Capitulo II

- Disposiciones generales


Artículo 2

La convivencia de los residentes los edificios debe quedar regulada de modo general por el principio que los derechos de cada uno terminan donde comienzan los de los demás. La buena armonía y la cortesía general son condiciones indispensables para la convivencia.


Artículo 3

Todo Copropietario tiene derecho a:


a) Usar y disfrutar del apartamento conforme al destino dado a los edificios, que es el de residencia familiar, con las limitaciones previstas en las leyes y en este Reglamento .


b) Usar y disfrutar de la áreas, objetos y servicios comunes, según lo dispuesto en la Ley de Propiedad Horizontal, en el Documento de Condominio y en este Reglamento .


Artículo 4

El uso y disfrute de cada apartamento en consonancia con lo establecido por la Ley de Propiedad Horizontal y el Documento de Condominio, estará sometida a las siguientes reglas:


a) No podrá ser destinado sino a la vivienda y no al establecimiento de oficinas, comercios, industrias, laboratorios, depósitos ni a ninguna otra explotación.


b) No se podrán construir sótanos, nuevos pisos, puertas de salida adicionales, excavaciones ni realizar acto alguno que pudiera afectar la seguridad, conservación, salubridad o estética del Edificio, sin el consentimiento unánime de los Copropietarios.


c) El Copropietario ejecutará a sus únicas expensas las obras de modificación, reparación, limpieza, seguridad y mejoras que desee hacer a su apartamento, sin que pueda perturbar el uso y goce legitimo de los demás.


d) No se podrá cambiar la forma externa de la fachada, ni decorar las paredes. Tampoco se podrán instalar rejas, ventanas con colores que rompan con la armonía estética de los edificios; sin previa consulta y autorización de la Junta de Condominio. No podrán tampoco ser instaladas rejas internas que no estén enclavadas en cada marco de la puerta del respectivo apartamento, es decir rejas que estén instaladas transversalmente a los pasillos internos de circulación por estar éstos comprendidos dentro de las áreas comunes del Edificio.


e ) El diseño, materiales y color para la instalación de los toldos quedarán sujeta a la aprobación por parte de la Junta de Condominios.


f) Los apartamentos no podrán ser utilizados para actos o fines contrarios a la moral o buenas costumbres.




g) En general, los Copropietarios de cada apartamento o las personas que ocupen a cualquier otro titulo un apartamento, deberán usar y disfrutar del mismo en forma tal que no impida o menoscabe el derecho de los demás al uso y disfrute pacifico de los respectivos apartamentos o de los bienes comunes.


h) Todo Copropietario será responsable de los daños ocasionados a los bienes comunes de los apartamentos o residentes de los edificios, así como de la faltas cometidas contra este Reglamento, por las personas a quienes hubiesen arrendado el apartamento. Todo daño que se ocasione a los bienes comunes y que tuvieren su origen en uno de los apartamentos o en las personas del mismo, deben ser reparadas por el respectivo Copropietario a falta de que dicha reparación sea efectuada por el causante.


i) El propietario de un apartamento es responsable de las molestias o daños que causaren a los edificios o a sus residentes, los visitantes de su apartamento arrendado, el arrendatario, será el primer responsable, pero con la garantía del Copropietario, si aquel no indemnizara debidamente los daños causados.


j) La tenencia de animales se limita a la área privada de cada apartamento. Cualquier daño causado por un animal será indemnizado por su propietario.


k) Se prohibe pintar, rayar o deteriorar las paredes y demás áreas comunes de los edificios.


l) Se prohiben los juegos y reuniones en los pasillos de los edificios.


Artículo 5

Los Copropietarios o arrendatarios no podrán por ningún motivo facilitar llaves de la puerta principal o estacionamiento de los edificios a ninguna persona extraña al mismo. Serán responsables legal y económicamente obligados a la indemnización por daños y perjuicios a que haya lugar por la violación de este Artículo.



Artículo 6

Todo Copropietario se compromete a velar para que no puedan entrar al interior de los edificios personas ajenas al mismo que no sean conocidas por alguno de los Copropietarios, a fin de salvaguardar la integridad física de los residentes de los edificios, y de sus bienes.


Capitulo III

- Del aseo



Artículo 7

Queda terminantemente prohibido arrojar papeles, basura, desperdicios, cigarrillos y demás objetos en general al jardín, sala de fiestas o estacionamiento así como en los pasillos, escaleras, ascensores y demás áreas comunes.


Artículo 8

De acuerdo con las Ordenanzas Municipales sobre Aseo Urbano Domiciliario, los depósitos de basura no podrán contener:

a) Explosivos y materias inflamables o ácidos.


b) Objetos, efectos y desperdicios que excedan la capacidad del recipiente, envase o bolsa.


c) Excrementos, animales muertos y materias orgánicas susceptibles de descomposición inmediata.


d) Tierras o residuos de materiales de construcción.


e) Objetos de metal o de cartón que pueden obstruir los ductos así como también objetos de vidrios tales como botellas, etc. Estos deberán ser depositados en el cuarto de la planta baja para su posterior retiro por parte del aseo urbano.





Artículo 9

El uso de las bocas de los colectores de basura debe hacerse con el cuidado debido para no dañar o ensuciar las tapas y su mecanismo, el colector general, la pared y el piso. Este lugar debe permanecer perfectamente limpio, evitando que caigan al suelo parte de los desperdicios.


Artículo 10

Los desperdicios de cocina y otras sustancias húmedas de descomposición inmediata deben ser envueltos en bolsas plásticas bien cerradas en los colectores, con el objeto de evitar oxidación y destrucción de los mismos, así como los malos olores, focos de infección y criaderos de insectos.


Artículo 11

En general, todos y cada uno de los Copropietarios y arrendatarios, así como las personas que conviven con ellos, se obligan a velar por el perfecto estado de orden y limpieza del Edificio.


Artículo 12

El apartamento cuyos residentes violaren las anteriores disposiciones serán responsables legal y económicamente de los daños ocasionados y de la limpieza adicional que fuese preciso hacer para corregir la falta cometida. La Junta de Condominio decidirá si procede poner el caso en manos de las Autoridades Sanitarias o aquellas a quien competa.


Capitulo IV

- De la Junta de Condominio


Artículo 13

La Junta de Condominio constituye el órgano ejecutivo en quien la Asamblea de Copropietarios delega parte de sus poderes. Está constituida de tres (3) miembros principales y tres (3) suplentes que duran un (1) año en sus funciones.



Artículo 14

La Junta de Condominio es elegida anualmente por la Asamblea de Copropietarios reunida en forma ordinaria y la elección se hará por mayoría relativa. Las funciones que tiene asignada la Junta del Condominio son las siguientes:


a) Reunirse en forma ordinaria una vez al mes para resolver los asuntos de su competencia y en forma extraordinaria, cada vez que sea necesario.


b) Llevar el Libro de Actas de la Junta de Condominio, en el cual debe constar en cada Acta, por lo menos los siguientes aspectos:

- Fecha y hora de la reunión

- Miembros presentes

- Agenda a tratar

- Conclusiones de cada punto tratado en la reunión

- Firma de los asistentes


c) Recibir, considerar, tramitar y disponer las consultas, reclamos y sugerencias que en forma escrita, sean manifestadas a la Junta por los Copropietarios de los edificios.


d) Mantener estrecha comunicación con la Administradora de los edificios, a los fines de resolver en forma conjunta los problemas menores que no requieran ser elevados a la consideración de la Asamblea de Copropietarios.


e) Autorizar la Administradora, previa consideración de los respectivos presupuestos, las reparaciones que sean necesario realizar para mejorar las condiciones físicas y funcionales de los edificios, hasta por un monto de Ciento cincuenta mil bolívares con 00/100 (Bs. 150.000,00). Las reparaciones mayores del monto establecido en este numeral, serán autorizadas por la Asamblea de Copropietarios.


f) Proponer la celebración de Asambleas Extraordinarias de Copropietarios que sea necesarios realizar, cuando existan aspectos que solo por esta vía puedan ser resueltos.




g) Atender y resolver los planteamientos que tengan que hacer las conserjes, en relación con sus funciones y con el manejo general de los edificios.


h) Exigir a los Copropietarios que correspondan, las reparaciones a que haya lugar, por efectos de daños o perjuicios causados por aquellos, a los bienes comunes. así mismo, la Junta de Condominio deberá aprobar la necesidad de seguir el procedimiento legal que procede en los casos mencionados en este inciso.


i) Decidir los casos en que sea necesario y procedente poner en manos de las autoridades sanitarias o aquellas a quien competa, la violación de los dispuestos en el Capitulo III de este Reglamento .


j) Cuidar y velar por los intereses de la comunidad de Copropietarios: cumplir y hacer cumplir la administradora, a los Copropietarios y a todas las personas que ocupen los distintos apartamentos, incluidos las conserjes, las resoluciones tomadas por la Asamblea de Copropietarios y las que se deriven del presente Reglamento, del Documento de Condominio y de la Ley de propiedad Horizontal.


k) Ordenar la Administradora el nombramiento o la destitución de los empleados que ameriten el condominio.


l) Hacer cumplir a los inquilinos las normas que rigen para la comunidad de Copropietarios.


m) Rendir cuenta anualmente a la Asamblea de Copropietarios, de la gestión realizada en el periodo de actuación.


n) Las demás que le asigne la Asamblea de Copropietarios y la Ley de Propiedad Horizontal.


o) Interpretar, ampliar, restringir, y en general modificar los términos del presente Reglamento en beneficio de toda la comunidad.



p) Ordenar el corte de agua de los apartamentos que tenga una deuda de Condominio de 3 meses y a los 5 meses, pasar al departamento legal; los honorarios profesionales e interés de mora serán al cargo del Copropietario moroso.



Capitulo V

- De los ruidos molestos


Artículo 15

De acuerdo con lo que determina la Ley de Propiedad Horizontal, el Documento de Condominio y las Ordenanzas sobre ruidos molestos, se establece:


a) Queda terminantemente prohibido producir ruidos, música o sonidos que por su naturaleza e inoportunidad perturben o pudieran perturbar la salud, el reposo o la tranquilidad de los residentes en el Edificio o causaren un perjuicio material o moral. Dicha prohibición se aplica de modo especial a la reunión que pueda celebrarse en los apartamentos.


b) La música que se toque en el hogar de manera habitual debe hacerse de modo que no moleste a los vecinos y queda limitada al interior del apartamento.


Artículo 16

Reconocida la poca amortiguación acústica de los edificios, se prohibe, especialmente en los días y horas de descanso el arrastre de muebles, portazos, tacones, golpes, martillazos, y trabajos frecuentes de acondicionamiento, que resulten ruidosos en exceso.





Artículo 17

La administración del Edificio, previa aprobación de la Junta de Condominio, podrá poner en conocimiento de Jefe Civil de la Parroquia, la infracción cometida, a tenor de lo que dispone la Ordenanza Municipal sobre ruidos molestos, para la aplicación de la sanción que proceda, sin perjuicio de la acción legal que pueda adoptarse contra el infractor.



Capitulo VI

- Del estacionamiento


Artículo 18

Cada persona tiene derecho al uso exclusivo del puesto de estacionamiento que le ha sido asignado, no pudiendo hacer uso del mismo ninguna otra persona, salvo que media autorización expresa del correspondiente titular, pero ningún titular o usuario podrá disponer de dicho puesto para destinarlo a usos que menoscabe los derechos de los demás propietarios o los lesionen en forma alguna. Así también, se prohibe construirlo o modificarlo en forma que se desfigure el aspecto estético o arquitectónico de los edificios.


Artículo 19

En el puesto de estacionamiento asignado solo podrán estacionarse automóviles de paseo, no pudiendo estacionarse camiones, trailers o vehículos que excedan del área del puesto.


Artículo 20

Queda terminantemente prohibido estacionar fuera de las áreas o puestos expresamente señalados a este fin.


Artículo 21

La puerta de acceso al estacionamiento deberá permanecer cerrada, siendo obligatorio el cumplimiento de esta norma por parte de todos los copropietarios. La puerta de la entrada principal y la de acceso al estacionamiento deberán ser cerradas con llave pasada doble a

partir de las diez de la noche (10:00 p.m.) y hasta las seis de la mañana (6:00 a.m.). Las personas que al entrar o salir hallasen la puerta cerrada y tengan que abrirla, deberán igualmente dejarla cerrada.


Artículo 22

Las áreas de estacionamiento de los edificios solo podrán ser destinadas para el estacionamiento de los vehículos de los edificios y no podrán ser utilizadas en consecuencia, para fiestas, recreo, etc..


Artículo 23

No podrán entregarse por ningún concepto llaves del estacionamiento a personas que no vivan en el Edificio.


Artículo 24

Los trabajos en vehículos o limpieza de los mismos que sus propietarios hayan de realizar en el estacionamiento, serán hecho con el debido cuidado para no producir molestias a los residentes del Edificio, ni manchar y arrojar aguas y otras sustancias o desperdicios en el estacionamiento, igualmente los usuarios de los estacionamientos tendrán la debida diligencia para evitar que las puertas de sus respectivos vehículos no tropiecen o dañen a los vehículos vecinos. Queda además terminantemente prohibido el uso de mangueras para lavar automóviles.


Artículo 25

La velocidad máxima permitida dentro del área del estacionamiento será de 5 km./h.





Capitulo VII

- De los ascensores



Artículo 26

Queda terminantemente prohibido transportar bultos cuyo peso exceda de los 200 kilos y aquellos que por su volumen (incluyendo bicicletas) o naturaleza puedan dañar, las paredes, puertas o espejos de los ascensores, observando las recomendaciones de las conserjes, dada su experiencia en el trato apropiado a los mismos.


Artículos 27

Los daños al ascensor, eléctricos o mecánicos, ralladuras y otros desperfectos que puedan sufrir los ascensores por contravención de las disposiciones anteriores, serán reparados por cuenta exclusiva del copropietario o arrendatario del apartamento que directa o indirectamente los haya causado.


El conserje mantendrá vigilancia sobre el uso de los ascensores dando especial cumplimento a las recomendaciones que formulen los técnicos de mantenimiento de los mismos.


Artículo 28

Los niños deberán hacer uso de los ascensores acompañados de personas mayores, declinando la colectividad de copropietarios toda responsabilidad por accidentes que pueden sufrir dichos menores.


Capitulo VII

- De las responsabilidades


Artículo 29

El Copropietario o arrendatario del apartamento causante de un daño o perjuicio será el responsable directo de reparar o indemnizar al Edificio en perjuicio causado.


La Junta de Condominio podrá exigirle la reparación que proceda, o ejecutarla por medio del Administrador con cargo al apartamento responsable. El mismo procedimiento se aplicara en los otros casos en que se requieran labores adicionales de limpieza de lugares ensuciados y manchados por los residentes de un apartamento.


Artículo 30

Quienes contrariasen las disposiciones de este Reglamento y después de haber sido advertidos debidamente por la Administración del Edificio, continuaran obstinadamente en sus infracciones, serán consideradas como personas incapaces de vivir en el Edificio. La Administración, previa aprobación de la Junta de Condominio, podrá seguirles procedimiento legal. Lo no previsto en este Reglamento será resuelto por la Asamblea de los Copropietarios y por la Ley de Propiedad Horizontal, así como por el Documento de Condominio.


Capitulo IX

- Del Caney de la piscina


Artículo 31

El Caney de la piscina es del uso exclusivo de los Copropietarios y arrendatarios de los edificios pero en ningún caso podrá ser cedida a personas por cuenta de estos. En tal sentido, las fiestas que se celebren serán en honor de los Copropietarios o arrendatarios y sus familiares que vivan en los edificios.


Artículo 32

Por el bienestar general de la comunidad y para el mejor uso de las cosas comunes a que tienen derecho por igual los Copropietarios y arrendatarios, el uso del Caney de la piscina se regirá por las siguientes normas:


a) Para gozar del Caney de la piscina como Sala de Fiestas, debe presentar por escrito la solicitud a la Junta de Condominio, por lo menos con una semana de anticipación.




b) Cada Copropietario o arrendatario podrá hacer uso del Caney como Sala de Fiestas, sin embargo, si coincidieran dos o más solicitudes simultáneamente se dará prioridad a aquel propietario o arrendatario que le haya usado un menor número de veces.


c) De estar conforme la solicitud, el usuario debe cancelar la cantidad de Bolívares Mil con 00/100 (Bs. 1.000,00) a la Junta de Condominio suma esta que será destinada para la limpieza del Caney de la piscina una vez terminada la reunión.


d) Queda entendido que los daños de cualquier naturaleza derivados del uso del Caney de la piscina por el Copropietario o arrendatario o por sus invitados, será reparado en su totalidad por el Copropietario. Si pasados tres (3) días hábiles, no ha sido reparado el daño causado la Administradora mandará a hacer la reparación correspondiente, cuyo costo será cargado al Copropietario responsable, en el recibo de condominio del mes siguiente.


e) El Copropietario o arrendatario que haya solicitado el uso del Salón de Fiestas, se compromete a devolverlo en perfecto estado de orden.


f) La duración de las fiestas estará limitada por la hora máxima de las 12 a.m. de Domingo a Jueves; después de la cual se suspenderá la música y se dará por terminada la reunión. Los días Viernes y Sábados, la duración máxima será hasta las 2:00 a.m.


g) El volumen de la música debe ser tal que no perturbe la tranquilidad de los residentes. En tal sentido, debe limitarse a cubrir solo el área destinada para la fiesta.


h) Solamente el Copropietario que este al día con el pago de condominio podrá alquilar el Caney como Salón de Fiestas.




Artículo 33

El Caney de la piscina queda incorporado para su uso al área verde de los edificios, situado en la parte lateral de los mismos. Quedan igualmente bajo la total responsabilidad del usuario, los daños y perjuicios que cause en dicha área. El área verde situada frente al edificio y frente al Caney de la piscina no podrá ser utilizada o incorporada como Salón de Fiestas.


Artículo 34

En el área del Edificio no podrán instalarse toldos o carpas para fiestas, salvo cuando haya sido solicitada la autorización a la Junta de Condominio en la oportunidad de haber solicitado el uso del Caney de la piscina y dicha solicitud sólo procederá para la zona verde utilizable a que se refiere el artículo anterior.



Capitulo X

- De la piscina

Artículo 35

Para la seguridad y bienestar de todos, el uso de la piscina y sus instalaciones, está limitado a quienes realmente habitan en el Conjunto, los cuales pueden invitar no más de tres (3) personas por apartamento.

Artículo 36

El horario del uso de la piscina a excepción de los días Lunes que se utilizará para hacerle mantenimiento integral (limpieza y otros), será de 9:00 a.m. a 7:00 p.m. Los adultos que por sus ocupaciones no puedan utilizarla dentro del horario, podrán hacerlo hasta las 9:00 p.m., siempre y cuando el uso de la piscina no cause molestias a la comunidad.


Artículo 37

Los menores de edad hijos de Copropietarios, inquilinos o invitados, podrán hacer uso de la piscina, siempre bajo la responsabilidad de sus padres o representantes, y los menores de ocho (8) años deberán estar siempre acompañados por sus padres o representantes, siendo su horario de 9:00 a.m. a 5:30 p.m.

Artículo 38

Queda terminantemente prohibido:


a) El uso de la piscina sin ducharse previamente.


b) Llevar al área de la piscina vasos de vidrio y refrescos en botella de vidrio.


c) Usar colchones, botes neumáticos, etc. cuando estos puedan molestar a los otros usuarios así como también tablas o salvavidas hecho con material de anime.


d) Entrar en la piscina con zapatos o zapatillas sucios de tierra, o en trajes inadecuados para el baño.


e) Circular en trajes de baño en áreas distintas a las de la piscina o a las que den acceso a ellas.


f) Botar cualquier clase de desperdicios en este área. El usuario deberá dejar el área limpia y recogida.

Capitulo XI

- De las conserjes

Artículo 39

Las conserjes de los edificios, son empleadas del Condominio sujetas a las disposiciones pertinentes de la Ley del Trabajo y de su Reglamento .


Artículo 40

Corresponde a las conserjes:


a) Vigilar, cuidar, mantener y controlar todos los bienes comunes de los edificios y prestar a los copropietarios la asistencia que sea requerida dentro de sus funciones.


b) Atender la entrada y salida de personas de los edificios, cuidando que las puertas de acceso a los mismos permanezcan cerradas. Cerrar con llaves las puertas principales de los edificios, después de las diez (10:00 p.m.) de la noche.


c) Atender debidamente a los Copropietarios e inquilinos y ofrecer toda la información que necesiten los visitantes.


d) No ausentarse de los edificios sino por causa verdadera necesidad; en cuyo caso deberá bajo su responsabilidad, dejar una persona que se encargue de sus funciones. En caso de que su ausencia se prolongue por más de un día, deberá tener autorización de la Junta de Condominio o de la Administradora.


f) Resolver cualquier emergencia en los servicios esenciales de los edificios, solicitando a la mayor brevedad posible, los servicios técnicos que fueren requeridos.


g) Mantener el orden en los edificios y un control riguroso sobre las instalaciones del inmueble, informando de cualquier emergencia a la Junta de Condominio o a la Administradora.


h) Las conserjes no podrán realizar trabajos particulares en los apartamentos del Conjunto en sus horas laborales.

Artículo 41

Las conserjes están obligadas a residir en el local destinado a Conserjería sin que por ningún concepto pueden traspasar ni ceder el local que ocupen ni tampoco el Contrato de Conserjería. Cuando por cualquier circunstancia finalice su Contrato de Trabajo deberá entregar la Conserjería a la Administradora totalmente desocupada y limpia, o sea, en las mismas condiciones en que la ha recibido.


Capitulo XII

- De los Vigilantes


Artículo 42

Corresponde a los vigilantes:

a) Vigilar, cuidar, mantener y controlar el acceso al Conjunto y prestar a los copropietarios la asistencia que sea requerida dentro de sus funciones.


b) Cuidar de que los Copropietarios estacionen sus vehículos en los puestos asignados.


c) Impedir el acceso al Conjunto de mendigos, vendedores, personas en estado de ebriedad, extraños al Condominio y a cualquier otra persona cuya conducta sea causa de disgusto para la comunidad.


d) Requerir la presencia de las Autoridades Policiales y de cualquier otra en caso grave, informando lo conducente a la Junta de Condominio.


e) Cerrar la puerta de la entrada principal con llave pasada doble y la de acceso al estacionamiento a partir de las diez de la noche (10:00 p.m.) y hasta las seis de la mañana (6:00 a.m.).




Capitulo XIII

- Normas especiales para el uso de los apartamentos y de los bienes comunes de los edificios

Artículo 43

Se prohibe la instalación de tendidos en las fachadas de los edificios, así como la colocación de ropa u otros objetos sobre las ventanas exteriores de los apartamentos.


Artículo 44

El edificio estará dotado de intercomunicadores entre los apartamentos y la puerta principal, pero cada propietario deberá tomar las precauciones necesarias para que su manejo no se haga en forma inadvertida, cuidando de que los ocupantes y en especial lo